¿QUÉ ES LA PIEL SENSIBLE?


Sea cual sea tu tipo de piel, algunos factores pueden derivar o favorecer la sensibilidad excesiva: tu piel reacciona con fuerza y, casi siempre, cuando no quiere que se manifieste...

La piel sensible natural: tu piel es fina, clara, a veces un poco seca, se descama en superficie, enrojece fácilmente (puede ser el principio de una cuperosis).


La piel sensible reactiva: el frio, el sol, el viento, los cuidados de higiene inadecuados, estropean tu piel. Un peeling, una intervención láser, pueden ocasionar que su piel reaccione activamente.


La piel ocasionalmente sensible: una afección cutánea, tal como una dermatitis seborreica, un acné rosácea, así como otras muchas situaciones activan la sensibilidad de tu piel.


CADA TIPO DE PIEL, TIENE SU TIPO DE SENSIBILIDAD
 

  • Piel deshidratada: tirante y con sensación de malestar.
  • Piel seca y muy seca: pérdida de las funciones protectoras, aparición de arrugas.
  • Piel mixta o grasa: pequeñas zonas brillantes, sobre las aletas de la nariz, en lo alto de los pómulos...
  • Piel sensible al entorno: reacciona inmediatamente a la menor contrariedad.

Tu diagnóstico de piel

. pinchar AQUI.


Aplicación crema antirrojeces

. pinchar AQUI.

Deja tu teléfono y te llamamos nosotros

Si quieres más información rellena este formulario

Por favor, revisa los campos seleccionados
Antes de firmar/enviar tu solicitud, lee y acepta nuestra información básica sobre protección de datos, contenida en nuestra política de uso de datos

Gracias por contactar con nosotros

En la mayor brevedad posible nos pondremos en contacto con usted